Cuando la educación llega a los pobres, los enseña a ser libres.

Yván Ariel Gómez Rubio.


La  educación, es el medio por el cual las personas alcanzan un nivel de conocimiento que le permite vivir en mundo con más libertad y empoderamiento. Las personas comienzan a ser más críticos, razonables e independientes.

En los países desarrollados el promedio de vida es elevado porque su población siempre tiene un nivel de educación superior, y eso permite que los líderes tomen en serio las demandas y exigencias, esto, debido a que a la hora de votar y elegir,  no lo harán por un poco de comida o dinero, sino por una conciencia clara y definida en función de los intereses que más conviene a la mayoría o al país.


En los países en vía de desarrollo las cosas cambian drásticamente, los politicos y lideres siempre se aprovechan de las necesidades de la clase pobre y de aquellos que tiene un nivel de educación baja o que no tienen. Es por ello, que mientras más se estudia y se apuesta a la educación, más libre es la gente.

El Sistema Educativo Dominicano, desde hace años ha venido sufriendo cambios desde el punto de vista cualitativos y cuantitativos, eso es importante. Ahora bien, el Estado tiene la responsabilidad de lograr que eso no quede solo en una parte de la población, sino que llegue a todos los rincones del país. 

No se puede ser mediocres, hay que reconocer que las autoridades pasadas realizaron un esfuerzo importante para construir las instalaciones físicas necesarias para poner en condiciones a la población vulnerable de tener acceso al pan de la enseñanza que le dará libertad de pensar, saber elegir y no dejarse engañar por fantasías políticas del momento.

El país está lleno de estructura, excelente y aún faltan más, pero les toca a las presentes autoridades poner en marcha, ya no solo un plan de infraestructura, sino un plan que le de calidad a la educación para que nuestro país sea más competitivo a nivel internacional en las diferentes áreas como la lectura, las matemáticas, ciencias, tecnologías, etc. 

En una visita realizada por Informativo Brisas del Sur, a las instalaciones de la Escuela de Rio Chil, llena de alegría ver una estructura en medio de un sector pobre y con necesidades de educación como tenemos en muchos lugares del país. 

El acceso a la educación es un derecho humano, que a la medida que el Estado la garantice, a esa medida el desarrollo del país es una realidad.

Obviamente, hay escenarios para los cuales es difícil estar preparado, me refiero al problema del cov-19, que el mundo vive, sin embargo, esto debe ser visto como una oportunidad para rediseñar los programas e insertar elementos que nos permitan estar listos para eventos de naturaleza semejante, esto nos permitirá apostar por la tecnología y cambiar de paradigmas.

La mayor parte de los países en todos los continentes enfrentaron problemas para poner en marcha el sistema educativo en medio de la pandemia, y la República Dominicana, no fue la excepción, pero lo más importantes es la gran oportunidad para prepararnos y empezar a buscar la libertad.

Informativo Brisas del Sur.
Yván Ariel Gómez Rubio

Publicar un comentario

0 Comentarios