Mujer muere electrocutada al caer en la bañera su teléfono conectado al cargador.

 

Una joven de la nórdica ciudad de Arcángel (Rusia) murió por la descarga eléctrica que le provocó su teléfono móvil, que se estaba cargando cuando cayó en la bañera en la que ella se encontraba, informan medios locales.

El dispositivo se resbaló de las manos de la víctima, de 24 años, mientras tomaba un baño y se encontraba sola en su casa. Una amiga con la que compartía el piso descubrió posteriormente su cuerpo sin vida.

"Grité, la sacudí, pero estaba pálida, no respiraba y no mostraba signos de vida", dijo la amiga al operador de emergencias. "Realmente me asusté. Cuando la toqué, recibí una descarga eléctrica", añadió.

Al conocerse la noticia, desde el Ministerio ruso de Emergencias recordaron a la población que el agua y un aparato conectado a la red eléctrica son incompatibles. "Si hundes en agua un teléfono inteligente, lo peor que puede ocurrir es que deje de funcionar. Pero cuando está conectado a la red eléctrica, ya vemos cuáles son las consecuencias".

Un caso similar ocurrió hace dos años en Rusia cuando Irina Rýbnikova, campeona nacional de pancracio —una disciplina de estilos mixtos de lucha—, murió a los 15 años por una descarga eléctrica por la misma causa: su teléfono también cayó al agua de la bañera donde se encontraba.

RT

Publicar un comentario

0 Comentarios